Huelga General de Cientos de Miles de Trabajadores y Jóvenes Italianos

6 de mayo de 2011. Cientos de miles de trabajadores italianos se han unido este viernes a la jornada de huelga, bajo el lema «Menos impuestos, más trabajo». Ha sido la cuarta huelga general contra el actual gobierno de Silvio Berlusconi, constituido en 2008. Las protestas, lideradas por la Confederación General Italiana del Trabajo (CGIL) —el principal sindicato—, se han extendido por más de cien localidades de Italia. Las manifestaciones más numerosas se han desarrollado en Roma, Milán, Nápoles, Bolonia, Génova y Turín.

Estudiantes, empleados públicos y transportistas se manifiestan en las vías de la estación de ferrocarriles de Termini en Roma. EFE
Las protestas han afectado sobre todo a los transportes. Los aeropuertos más perjudicados por cancelaciones y retrasos han sido el Fiumiccino de Roma, el Linate de Milán y el de Bolonia. El sector ferroviario ha sufrido un parón general entre las dos y las seis de la tarde. En Roma, el metro ha cerrado y se han producido atascos en el tráfico a causa de las manifestaciones en el centro de la ciudad. El servicio de autobuses urbanos ha funcionado, pero reducido. Estudiantes y trabajadores con contratos temporales han ocupado la principal estación de la capital italiana. Las marchas han recorrido las principales calles hasta llegar al Coliseo.
La policía tenía marcado el día con un alto nivel de alerta. La violencia de la anterior huelga contra Berlusconi, después de que éste ganara una moción de confianza en el parlamento, era un precedente muy a tener en cuenta. Sin embargo ha sido una huelga pacífica, más allá de enfrentamientos de algunos jóvenes contra la policía en Roma que no se han extendido. En Turín, un grupo de estudiantes ha intentado entrar —sin éxito— en la sede de Equitalia, la empresa pública italiana de recaudación de impuestos.
La CGIL ha cifrado el seguimiento de la huelga en un 60%, mientras que las cifras del gobierno lo bajan hasta el 13,41%. Trabajadores, estudiantes, profesores e investigadores han estado presentes. El paro en Italia —8,3%— está por debajo de la media de la Unión Europea —9,5%—, pero la clave está en el descontento de los jóvenes, cuya cifra de desempleo se dispara hasta casi un 30%.
«Tras dos años de políticas equivocadas y de anular derechos de los trabajadores, es hora de cambiar de página», ha dicho en Nápoles la secretaria general de la CGIL, Susanna Camusso. Las reivindicaciones incluían, además de mejoras de las condiciones del trabajo y un relanzamiento de la economía, la petición explícita de un cambio de gobierno en Italia. La CGIL ha denunciado que en 36 meses de gobierno, Berlusconi se ha preocupado solo por mantenerse a flote. Lo que, apunta el sindicato, «está determinando un peligroso atraso del país».
Anuncios

Autor: Periódico El Pueblo (Chile)

Prensa popular e independiente al servicio de las luchas de los pueblos oprimidos del mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s