NADIE PUEDE IR AL PARLAMENTO COMO REPRESENTANTE DEL PUEBLO

Durante la primera parte del 2012 las masas de Aysén dieron muestra de arrojo y dignidad, por mejores condiciones de vida, contra las alzas y contra la Ley Hinzpeter, que entregó el mar de Chile a los monopolios pesqueros. tras largas jornadas de lucha contra las Fuerzas Especiales que reprimían a diestra y siniestra, las masas del sur de Chile sobrepasaron la legalidad y alcanzaron importantes niveles de lucha y organización. Esta lucha, que dejó enormes lecciones fue traicionada, desviada al parlamento, a cambio de migajas y cargos en el viejo Estado burgués-terrateniente.

En la Editorial de mayo del 2012, correspondiente al n° 10 del Periódico El Pueblo, dimos a conocer la denuncia de los pescadores artesanales sobre los dirigentes vendidos: “Los pescadores artesanales han denunciado la traición de los dirigentes oportunistas como Iván Fuentes y Misael Ruiz, que no vacilaron en legitimar la estrategia de Hinzpeter para aplastar el movimiento, reuniéndose a solas con el responsable político de los balines al cuerpo en los pobladores de Aysén. Más aún, estos oportunistas se reunieron y fotografiaron con parlamentarios de la UDI para llegar a acuerdos, mientras se jactaban del provecho que para estos diputados implicaba posar junto a los “líderes de Aysén”, que la prensa burguesa en su conjunto rápidamente levantó como ejemplos de dirigentes”.

Hoy, cuatro años después, el reportaje de Informe Especial, exhibido este domingo en TVN, demostró que la denuncia de los pescadores artesanales es justa y correcta, Iván Fuentes vendió a los pescadores artesanales y a sus familias.

El reportaje dejó al descubierto los documentos que comprueban el financiamiento ilegal por parte del mayor monopolio de Empresas Pesqueras (Federación de Industrias Pesqueras del Sur AustralFIPES) al diputado Iván Fuentes durante los años 2012 – 2013. Este financiamiento tuvo por objetivo que Fuentes bajara la movilización y que luego, como diputado demócrata cristiano actuara como aliado de las empresas pesqueras, desviando la justa lucha de los trabajadores del mar hacia el Parlamento.

FIPES mantiene el control político de los miembros del viejo Estado en la región de Aysén. Iván Fuentes se sumó así a los senadores Patricio Walker (demócrata cristiano) y Antonio Horvarth (ex renovación nacional). Ellos tres constituyen los peones políticos de FIPES, actúan bajo sus pautas y a cambio reciben “viáticos” mensuales y dinero para financiar sus campañas políticas.

Si bien en un principio, Iván Fuentes, negó todos los correos y cartas cruzadas que lo incriminan como funcionario ilegal de FIPES, a medida que iba recibiendo correos y rendiciones de cuentas truchas, no tuvo otra que reconocer que su carrera ha sido financiada por el monopolio pesquero.

Posteriormente, queriendo salir airoso de tan miserable episodio, Iván Fuentes llamó a una conferencia de prensa para “aclarar”. Ahí volvió a reconocer que es financiado por FEPES, se victimizó y pidió resguardo para su familia. Pero lo más importante, es que declaró que: “Así es esto… las campañas no las financian los pobres, las financian los ricos”. Lo que pudiera parecer una afirmación obvia, pero, que, sin embargo, sirve para que vamos comprendiendo cada vez más, que el camino de las elecciones no es el camino del pueblo, sino que el camino de los explotadores.

Por mucha estima que la gente le tuviera a Iván Fuentes, él actuó de espaldas al pueblo, reuniéndose en secreto para sacar su tajada. Y a cambio de esto bajó la movilización, la lucha y puso sobre la mesa las protestas como moneda de cambio.

Esta es otra muestra más de que el pueblo y las masas sólo van a obtener sus demandas con lucha contra las clases explotadoras y con lucha contra los oportunistas que se venden por un plato de lentejas.

Hoy nuevamente el oportunismo quiere desviar la lucha hacia cauces parlamentarios, que son en realidad, pantanos parlamentarios, donde van a morir las demandas del pueblo. Los oportunistas dirán que los trabajadores necesitan a sus representantes en el parlamento, que deben postular a personas honestas, etc. Pero sólo mienten, porque ya ha quedado demostrado que nadie que entre al parlamento lo hace como representante de los trabajadores y que para ser parlamentario no se puede ser honesto. Iván Fuentes es sólo un ejemplo más.

Por su parte, los trabajadores y masas de Aysén mantienen su dignidad. La actuación del democratacristiano en nada empaña sus justas luchas y demandas de las masas ayseninas. Las que inevitablemente se van a volver a levantar, ahora, con la ventaja de la experiencia aprendida.

Anuncios

Autor: Periódico El Pueblo (Chile)

Prensa popular e independiente al servicio de las luchas de los pueblos oprimidos del mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s